COMO VAN LAS CAMPAÑAS. – Ya van más de 15 días de campañas federales y todavía faltan unos días para que las locales den inicio, aunque ya hay candidatos en las calles caminando de casa en casa o realizando reuniones privadas para dar a conocer su pensamiento y sobre todo escuchar de la población las demandas más sentidas que, después de muchísimos años siguen siendo casi las mismas: empleo, seguridad y servicios públicos.

Si bien hay que reconocer que las federales se han dado en un clima de tranquilidad y respeto, no han faltado los exabruptos y señalamientos de acciones que pudieran ser tipificados como delitos, como es el caso en donde el señor Rafael Lezama -que creo es ahora del partido Morena- acusó a la ex comisaria de Lerma, doña Gabriela Albarrán de estar comprando credenciales de elector, porque “así se lo dijeron unos amigos” sin presentar absolutamente ninguna prueba al respecto, cosa que desafortunadamente es muy común en Campeche. Ni tarda ni perezosa la señora Albarrán salió a decir que ella es una “perita en dulce”, algo así como la “madre Teresa de Calcuta” y que era incapaz de andar comprando votos o conciencias porque los priistas, así como panistas, morenistas y demás parafernalia, son de lo más limpio que hay en este planeta.

Resumen: no pasó nada, ni Lezama presentó una queja en el IEEC, ni Albarrán presentó una demanda por difamación y solo le echaron un poco de “pimienta” a este proceso, que esperamos se desarrolle en completa calma y tranquilidad. ¿Usted lo cree? Yo no.

LOS POLÍTICOS SE CONFUNDEN Y SUS ESTRATEGAS MÁS.- LO VIRTUAL Y LO REAL.– De un tiempo para acá algunos de los temas políticos de este país se han trasladado a las redes sociales -al menos es lo que parece- y también lo que afirman decenas de nuevos “superasesores” que dicen saberlo todo y que enfocan todo el potencial de una campaña política hacia estas redes, olvidando por completo al ciudadano de “carne y hueso” que está esperando en su casa a que lo vayan a visitar para tratar de convencerlo de que tal o cual opción es la más viable para él y para su familia. No tiene nada de malo, por contrario, las redes llegaron para quedarse e influyen muchísimo, pero hay que tener mucho cuidado. Y digo que hay que tener mucho cuidado porque una gran parte de lo que se dice ahí no es cierto, ni algunos candidatos son los superhéroes ni tampoco las noticias que día a día se dan por “troles” o medios no establecidos son ciertas. Por el contrario: muchos son unos farsantes sinvergüenzas y las noticias falsas son usadas todos los días para desinformar o inducir en la conciencia de sus usuarios.

LOS QUE USAN ESTRATEGIAS POCO ÉTICAS.- Las redes son un tema complejo, no es aquello de externar libremente una opinión porque no sabe usted si le van a agredir o si es un “bot” con el que está interactuando; es decir, no todos los “entes” que existen en las redes son seres humanos, sino hay muchísimos elementos “virtuales” creados en las computadoras ya sea para apoyar estrategias de control de crisis o para exaltar o defender a tal o cual candidato, o como “relleno” de amigos falsos que sirven para engordar las cuentas de seguidores de algunos políticos; sin embargo, hay que señalar que al promover estas estrategias en redes sí pueden influir en la opinión del usuario común y corriente como usted y yo, que a veces nos creemos la historia de que fulano de tal es el político más “amado” en la historia de este planeta y esto puede servir para que normemos nuestro criterio y decidamos nuestro voto. En Campeche hay empresas de Yucatán, Nuevo León y una de Centroamérica trabajando para candidatos azules y morenos y tal parece que los expertos campechanos y sus empresas están quedando rezagados, no por falta de mañas, talento y capacidad, sino de la confianza de los partidos. Por lo pronto el PRI no ha querido -o no ha sabido- utilizar las mismas estrategias que son usadas en su contra y quiero creer que es por eso: “por estrategia” y no que se quedaron rezagados en este aspecto, o están muy confiados en que van a ganar la elección sin tener un funcional control de crisis y de posicionamiento en redes tal y como ha quedado demostrado cada vez que se “enganchan” con una encuesta o tratan de “viralizar” publicaciones. Hoy por hoy las redes son territorio de quienes pagan millonarias sumas por su control.

También podría interesarte  Dos golpes
EL MIEDO, LA ESTRATEGIA TORAL.- Las estrategias son muchas, el “miedo” es una de las más comunes y que en México y más recientemente en Campeche se está poniendo en práctica y funciona de la siguiente manera: vamos a poner que usted le quiere mostrar su apoyo a tal o cual candidato en redes sociales y para el caso le escribe un comentario positivo. No pasan ni 5 minutos en que usted ya recibió una respuesta, en primer lugar, bastante amable en donde le dicen que, “si no tiene memoria”, “que como puede ser que piense en estas gentes pueden gobernar” bla bla, y si usted se atreve a responderles, entonces recibe parte de la batería pesada que son denostaciones en contra de su persona o su familia, “vendido”, “corrupto” y demás linduras florecen en su publicación y lo más probable es que usted opte por borrarlo para que no sigan las agresiones. El esquema funciona sin duda alguna y va más allá porque inhibe a otros ciudadanos a expresarse libremente en redes por temor a ser agredidos y son solamente algunos pocos que conocen este manejo o que realmente les vale lo que les digan, como este humilde servidor, los que dicen lo que piensen o sienten. Por lo tanto, le insisto: no se crea lo que se dice en redes, pues hay mucha gente de closet que se guarda sus opiniones y seguramente las va a ver usted el día de la elección. El miedo funciona, y funciona bien.