LO QUE DICE LA GENTE.- MUJERES SIN MAQUILLAJE.- En este periodo de ‘intercampañas’, los actores políticos no han estado inactivos y si bien la gran mayoría está respetando los lineamientos sobre la petición expresa del voto, ninguno ha dejado de hacer reuniones con diversos sectores de la sociedad, otros siguen utilizando las redes y unos más se han aventado algunas giras por el interior del municipio (buscándole 3 pies al IEEC), pero hay que reconocer que de manera discreta y apegado a los lineamientos del IEEC, don Claudio Cetina ha estado platicando con muchísima gente y acuso recibo de un escrito que me permito transcribirles para que analicemos cómo ha cambiado la actitud de la ciudadanía y cómo las reuniones que antes eran de “aplausos” y “porras”, hoy son de quejas y propuestas como debió de haber sido desde hace muchísimo tiempo.
LA MISIVA DE UNA DAMA.- Tomás: ojalá y pudieras publicar estos comentarios sobre una reunión privada que sostuvimos un grupo de mujeres con el candidato priista a la presidencia municipal y tengo que confesar que antes de esta reunión tenía yo pensado votar por otro candidato, pero creo que como yo, muchas mujeres han cambiado de opinión y es que déjame comentarte que asistí para conocer en persona a Claudio Cetina Gómez, candidato del PRI, a la alcaldía de Campeche y como me gusta “la grilla”, de inmediato acepté e incluso ayudé a invitar a otras mujeres; la idea además de conocerlo era que él escuchara la percepción de este grupo, bastante dispar, -pues había gente muy joven y otras no tan jóvenes- para hablarle abiertamente y sin disfrazar nada las cosas buenas y malas que vemos día a día en nuestro municipio. Había quedado muy claro que de ninguna manera se iba a tocar nada relacionado con el voto de todas y cada una de nosotras, pero pendejas no somos y al fin del día a eso íbamos, aunque no lo externáramos.

CRÓNICA DE UNA REUNIÓN POCO CÓMODA.- Claudio llegó muy puntual y la charla inició exactamente a las 7:30 de la noche, la anfitriona “rompió el hielo” presentándolo y en muy pocas palabras nos hizo saber la dinámica de la charla, siguió Claudio que se presentó, habló un poco de su familia materna, -prácticamente nada de su familia paterna- y un poquito más de su familia nuclear, inmediatamente preguntó que quién quería tomar la palabra y como hubo un instante de titubeo, (como que nadie se quería aventar al “ruedo”), levanté mi “manito” y dije que me gustaría iniciar antes de que se me olvidara lo que tenía en mente: (el pinche alemán que me persigue) le comenté de los dos temas que si son asunto del ayuntamiento que, no de ahorita, sino de muchos años atrás y en todas las oportunidades que he tenido de comentárselas a algún candidato o político, lo he hecho: el transporte urbano y el maltrato animal y sin entrar en más detalles, de “ahi pa´l real” todas se desataron y empezaron a hablar hasta por los “codos”.

También podría interesarte  La marihuana
UNA REUNIÓN DIFÍCIL, PERO PRODUCTIVA Y DE ESO SE TRATA.- Nadie le echó flores, “chupeteo” o le habló “bonito” como se acostumbraba, todas prácticamente hablamos de cosas que vemos muy mal en la ciudad y varias también comentaron sobre el maltrato animal y el transporte urbano que fue tema recurrente. Le dijeron molestas sobre lo injusto que les parecía que los empleados sindicalizados del ayuntamiento y sus “líderes” tuvieran tantos beneficios que no tenían los de confianza, que incluso abusan de ser sindicalizados llegando con esto a no prestar un buen servicio al ciudadano que acude a hacer cientos de tramites a las oficinas; hubo una joven, que comentó que ha estado tocando muchas puertas para presentar un proyecto que ella considera -y al parecer no solo ella-, sino incluso a las autoridades a las que se los ha propuesto: muy bueno y viable, pero pues nadie le dice que sí. En fin, llovieron las quejas, pero también afloraron las propuestas que cada una de nosotras creemos que se pueden poner en práctica.

JORNADAS DIFÍCLES, PERO PRODUCTIVAS.- Él, muy diplomáticamente contestaba y rebatía el ataque casi masivo del “viejerío” que no tuvo mucha compasión de él, pero lejos de alterarse o molestarse, todo lo apuntaba y garantizaba que lo tomaría en cuenta, y cuando alguien llegaba a comentar algo que no era incumbencia del ayuntamiento, el con conocimiento y certeza contestaba que eso no estaba dentro de las funciones del alcalde solventarlas, una de las que me viene a la mente es el tema de la salud. El caso es que este joven campechano nos dejó muy en claro a todas las que ahí estábamos, que este municipio no necesita un populista que ande con su pala por las redes sociales, sino un excelente profesionista que sepa cómo hacer las cosas y tal parece que Claudio es el indicado.

Hasta ahí el comentario que con todo gusto trascribimos. Lo que sí es un hecho que hay que destacar es que este joven cien por ciento campechano está trabajando a marchas forzadas en la vida real, lo que otros están haciendo de manera virtual en redes y si bien esta última estrategia es muy buena y válida, creo que serán las ideas las que permeen en esta ocasión y no el rencor social y las posiciones antisistema tan usadas por algunos actores políticos. Aun no comenzar las campañas propiamente dichas y la efervescencia ya alcanza a llegar a todos los rincones de la geografía municipal y mientras sigan acercándose a la gente bajo las premisas de la ley, todo está en orden.