El español Fernando Alonso conduce su Ferrari durante el Gran Premio de Europa de la Fórmula Uno, en el circuito callejero de Valencia, España, el domingo 24 de junio de 2012. (Foto AP/Alberto Saiz)

Agencia AP

VALENCIA, España  — El español Fernando Alonso realizó una carrera impecable para ganar el domingo el Gran Premio de Europa de la Fórmula Uno disputado en Valencia y tomar el liderato de la tabla.

Además, el piloto de la escudería Ferrari se convirtió en el primero en llevarse dos pruebas esta temporada.

Alonso, quien partió undécimo desde la parrilla de salida, remontó posiciones, aguantó la presión de sus perseguidores y se benefició de los problemas mecánicos del bicampeón Sebastián Vettel y el accidente del británico Lewis Hamilton con el venezolano Pastor Maldonado en la penúltima vuelta.

El ibérico acabó delante del finlandés Kimi Raikkonen (Lotus), que entró segundo, mientras que el tercer lugar fue para el alemán Michael Schumacher (Mercedes), siete veces campeón de la Fórmula Uno, quien volvió a subir al podio por primera vez desde que regresó a la serie tras un breve retiro.

Maldonado (Williams) terminó 12do después de una penalización de 20 segundos impuesta por la dirección de carrera, mientras que el mexicano Sergio Pérez (Sauber) entró noveno después de que salió en el 15to puesto en la parrilla.

La victoria de Alonso le deja en lo alto de la clasificación del campeonato con 111 puntos, seguido del australiano Mark Webber (Red Bull) con 91 y Hamilton (McLaren) con 88.

El triunfo del piloto de Ferrari truncó un arranque de temporada en que los siete Grandes Premios disputados dieron siete ganadores distintos de siete equipos diferentes, pues Alonso ya se impuso en el GP de Malasia en marzo.

Después de terminar quinto en el anterior GP de Canadá, las sensaciones no eran buenas para el asturiano, que ni siquiera disputó la tercera ronda de clasificaciones el sábado al marcar un tiempo insuficiente en la Q2.

“Vended la carrera como queráis, pero el podio está imposible”, dijo entonces resignado.

Apenas 24 horas después, Alonso lloraba de emoción en lo alto del cajón valenciano.

“Nunca puedes rendirte, porque todo puede ocurrir”, resumió sobre sus sensaciones. “Hoy hemos tenido un inicio espectacular y una carrera increíble, y todo nos ha ido de cara después. Tengo una gran emoción por la victoria en casa y coincidiendo también con los éxitos de España en la Eurocopa”.

Schumacher, quien regresó a los circuitos en 2010 tras un retiro de tres años, le acompañó en el cajón junto a Raikkonen. Curiosamente, ambos fueron los dos últimos pilotos en ser líderes con la escudería italiana.

“Habíamos estado cerca previamente, pero no estaba pensando en el podio. No podía creérmelo cuando me lo han comentado. Es una gran sensación”, resumió Schumacher, que no había logrado sumar puntos en cinco de los siete Grandes Premios de la temporada. “La mejor manera de responder a la críticas es con resultados”.

También podría interesarte  'Ciudadanos no tienen qué pagar más', asegura

Por su parte, Raikkonen explicó que “tenía suficientes neumáticos para pasar a Hamilton, pero no para pelear la victoria”.

Webber también realizó una gran remontada para acabar cuarto tras salir desde el 19no lugar, mientras que su compañero, el alemán Vettel, no pudo alargar a tres su racha de triunfos consecutivos en Valencia.

Su escudería Red Bull sigue al frente del Mundial de constructores con 176 puntos. McLaren y Lotus ocupan la segunda y tercera plaza, respectivamente.

Maldonado, quien salió desde el tercer lugar tras una excelente clasificación el sábado, chocó con Hamilton en la penúltima vuelta mientras perseguía el segundo puesto, dejando al británico fuera de la carrera y sin puntos.

“Fue un mal día en la oficina. Perdimos puntos pero, por suerte, otros también, así que no es el fin del mundo”, afirmó Hamilton, quien dijo “no recordar” los detalles de la colisión.

El accidente también le costó posiciones al venezolano, que tras la sanción quedó fuera de la zona de puntos de la carrera y vio frustradas sus aspiraciones de repetir victoria en España tras ganar en mayo en Barcelona.

“Yo llevaba buen ritmo. El andaba perdido e intentó sacarme de la pista, dejándome sin espacio. No pude evitarle”, denunció Maldonado, quien ya tuvo que abandonar en Mónaco tras un choque con Hamilton.

Los numerosos aficionados venezolanos en las gradas de Valencia vieron como “Checo” Pérez rebasaba finalmente al piloto de Williams.

Pérez, quien subió al podio en el previo GP de Canadá, se encuentra en el noveno sitio en el Mundial con 39 puntos, nueve más que Maldonado.

“Fue una carrera difícil por la degradación de los neumáticos”, analizó el mexicano. “Dos puntos no están mal saliendo 15to por segunda carrera seguida, pero podríamos conseguir mucho más con una mejor posición de parrilla”.

Vettel dominó el primer tramo de carrera pero el punto de inflexión se produjo en la vuelta 29, cuando un choque entre el francés Jean Vergne (Toro Rosso) y el finlandés Heikki Kovalainen (Caterham) provocó la entrada del coche de seguridad. Previamente el francés Romain Grosjean (Lotus) había marcado una vuelta rápida, rebajando los 20 segundos de ventaja de Vettel a 19.

Pero el reinició de carrera redujo las diferencias y, en una gran maniobra, Alonso rebasó a Grosjean antes de que Vettel quedara fuera de combate por problemas mecánicos, dejando el liderato libre para el español.

“Fue frustrante porque íbamos en muy buena posición, haciendo una muy buena carrera y tuvimos un fallo eléctrico que nos dejó fuera”, se lamentó Vettel.

Es la segunda ocasión en la temporada en que tiene que abandonar el alemán, quien tampoco pudo sumar puntos en el GP de Malasia.

Seguidamente, Grosjean también vio como su Lotus se paraba cuando iba en plena persecución de Alonso, que apretó los dientes en el tramo final con Hamilton, Raikkonen y Maldonado pisándole los talones.

El incidente entre el británico y el venezolano dejó el segundo puesto franco para Raikkonen y redondeó una jornada perfecta para Alonso.