Triste. El jugador brasileño Robinho no podrá regresar a jugar a su país por el momento

Associated Press

ROMA (AP) — El atacante brasileño Robinho, del club Milan, lamentó el jueves que no se hubiera podido concretar exitosamente su traspaso al Santos, club que renunció a su contratación por motivos económicos.

El jugador reveló que había hecho “numerosas concesiones” para dar preferencia al Santos, renunciando incluso a una parte de su sueldo, pero que no bastó para que se cerrara el regreso a su país.

“La operación no era simple y el Santos informó que no disponía en estos momentos de la capacidad económica para el pago al Milan y a mí”, indicó a través de una declaración.

Robinho da por cerrado este capítulo de su vida profesional y se concentra en el Milan, “club que me ha siempre tratado con respeto y profesionalidad, demostrando comprensión y apoyo en la negociación para el regreso a casa mía”.

También podría interesarte  Chivas queda fuera de la liguilla

El problema que se le presentará a Robinho, formado precisamente en el Santos, es que el técnico del Milan, Massimiliano Allegri, no cuenta con el brasileño y de ahí que el equipo italiano haya negociado su traspaso.

Robinho, quien llegó en el 2010 al Milan, tuvo poca actividad durante el último campeonato, a menudo permaneció en la banca y muy pocas veces fue titular.

Al concluir la declaración, el jugador agradeció a los tifosi del Santo “por haberme una vez más recordado con afecto y haber pedido mi regreso”.

También agradeció a los hinchas del Milan “por la forma como me han recibido”.

“Les pido de continuar a mandarme buenas vibraciones de modo de poder ayudar al equipo de la mejor manera posible”, concluyó.