Modelos desfilan con prendas de la diseñadora Veronique Nichanian en la semana de la moda masculina en París, Francia, el sábado 30 de junio de 2012. (Foto AP/Jacques Brinon)

Agencia AP

PARIS — El cuarto día de desfiles de moda masculina en París tuvo un mensaje primordial: “estamos jugando con el buen gusto”.

Las colecciones de moda en esta época del año muchas veces anticipan el verano y celebran el color.

Pero en los desfiles del sábado hubo un claro énfasis en los tonos que tienden hacia lo apagado y suave.

Hubo desfiles sutiles de Kenzo y Hermes presentados con ingeniosas y amplias gamas de color, aunque la clave fue el balance de tonos.

También podría interesarte  Fepade inicia 15 averiguaciones previas; hay un detenido

El color deslumbrante que destacó en temporadas anteriores apareció sólo momentáneamente con algunas salpicaduras rojas en el desfile de Kris Van Assche para Dior.

¿Podría esto augurar el regreso de la elegancia en las prendas masculinas?

El domingo, último día de la semana de la moda masculina de París estarán Pierre Cardin, Lanvin y Paul Smith.