El actor Luke Perry muere a los 52 años de edad tras haber sufrido la semana pasada un derrame cerebral, informó el portal TMZ.

De acuerdo al portal especializado en información sobre famosos, el representante del actor y estrella de “Beverly Hills, 90210”, murió tras sufrir un derrame cerebral la semana pasada.

Según su representante, Luke falleció este lunes por la mañana en el Hospital St. Joseph en Burbank y estaba rodeado de sus hijos Jack y Sophie, su novia Wendy Madison Bauer, su exesposa Minnie Sharp, su madre Ann Bennett, su padrastro Steve Bennett, su hermano Tom Perry, su hermana Amy Coder y otros familiares cercanos y amigos.

El pasado 28 de febrero, Luke Perry, conocido por interpretar el personaje de ‘Dylan’ en la serie norteamericana fue hospitalizado tras haber sufrido un derrame cerebral en su hogar en Sherman Oaks, California.

Sus representantes dijeron que los médicos habían sedado a Luke, con la esperanza de darle a su cerebro la posibilidad de luchar para recuperarse del trauma del derrame cerebral, pero al parecer, el daño era demasiado extenso.

En ese momento la información era reservada y sólo se había confirmado que estaba en “en observación en el hospital”.

Un equipo de emergencias se presentó en la residencia del actor en Sherman Oaks (California) este miércoles por la mañana y lo llevó a un hospital cercano, según la web.

Perry actualmente interpretaba un personaje secundario en la serie de CW “Riverdale”, aunque es más conocido por el papel de Dylan McKay en “Beverly Hills, 90210”.

Agencias.