Al celebrarse ayer el Día Nacional de la Prueba del VIH, las cifras de las incidencias en Campeche no son halagadoras: primer lugar a nivel Peninsular en casos de Sida y tercer lugar en VIH.

La conmemoración se llevó a cabo en el Parque Principal desde temprana a donde acudieron decenas de personas, en su mayoría jóvenes, a someterse a las pruebas.

Según la responsable estatal del Programa VIH/Sida en Campeche, Taydé Cruz Pérez, en este 2015 se han notificado 131 casos nuevos de Sida, que representan el 7 por ciento del total nacional, y 61 de VIH, que representan solamente 3.1 por ciento del total nacional.

La encargada precisó que en los casos acumulados desde 1983 hasta la fecha se llevan 2 mil 105 de Sida y 528 casos de VIH, lo que hace un total de 2 mil 633 personas que han tenido VIH o Sida en el estado. Además, dijo que los municipios con mayor número de casos acumulados son Carmen (51.27%), Campeche (33.30%), Escárcega (6.40%) y Champotón (3.37%), siendo las amas de casa las que más propensas están a contraer el VIH.

La conmemoración del Día Nacional de la Prueba Rápida –que inició en el 2012- se llevó a cabo con pruebas en el Parque Principal de la ciudad bajo el lema “Si te escondes del VIH, te puede encontrar el Sida. Hazte la prueba del VIH”. A los asistentes se les garantizó que la prueba era rápida y 100 por ciento gratuita, confiable y en 10 a 20 minutos estaban listos los resultados.

También podría interesarte  Inicia cambio al campo con 900 millones

Cruz Pérez precisó que la meta es llegar a cumplir cinco mil pruebas en todo el año y que ya llevan tres mil aplicadas, buscando con esto que se quite el estigma y la discriminación de que la persona que se lo practica es porque tiene VIH.

También se informó que la prueba se estará realizando durante lo que resta del año en los UNEME CAPASITS en Campeche y Ciudad del Carmen y habrá un equipo de promoción de 8 de la mañana a 8 de la noche en lugares públicos. Ayer, pasadas las 20 horas seguía llegando personas.

Un recorrido de EL EXPRESO encontró que la mayoría de las personas que llegaron a hacerse las pruebas eran en su mayoría jóvenes. “Si, vine para asegurarme de que estoy bien. Es bueno que hagan esto y nos informen”, indicó un joven universitario que llegó acompañado de su pareja.