Cumpliendo su advertencia, cerca del 50 por ciento de un padrón de más de tres mil taxistas alineados al Frente Único de Trabajadores del Volante (FUTV) salieron a ‘rodar’ por el Malecón de esta ciudad en modo de protesta por la llegada ilegal de Uber.

Generando un poco de caos vial al principio, a punto de chocar a vehículos particulares, los ruleteros se reunieron en la avenida Prolongación Benito Juárez pasadas las 8:30 de la mañana, por lo tanto las largas filas de los vehículos llamaron la atención de de los ciudadanos que pasaban por esa vía.

Según datos oficiales del Instituto Estatal del Transporte, en esta manifestación participaron un aproximado de mil 600 taxis, mientras que el líder del FUTV, José Luis Arjona Jiménez, la participación fue de entre dos mil a dos mil 500 taxis de un padrón de más de tres mil concesionarios, lo que representa entre el 50 por ciento de participación o un poco más.

Un frente conformado por colectivos y taxis con pancartas amarradas al frente de sus vehículos, poco más de las 10:00 horas el contingente salió con rumbo al monumento a Justo Sierra Méndez, circulando el carril de baja velocidad del Malecón. El sonido de los cláxones no cesaba y las consignas de “¡fuera Uber!” no se hicieron esperar.

También podría interesarte  Toman protesta al Consejo de Adopción

Con esto, se sumaron al movimiento regional que habían anunciado hace unos días, donde más de 60 mil taxistas de los estados de Quintana Roo, Yucatán, Campeche, Tabasco, Veracruz y Chiapas, harían una rodada simultánea para exigir la salida de la plataforma que entró a operar de manera ilegal.

Al llegar al monumento a Justo Sierra Méndez, retornaron sobre el Malecón y se detuvieron justo en un conocido hotel donde se presume que tiene su base de operaciones la trasnacional Uber.

Ahí, José Luis Arjona Jiménez, indicó que la marcha “no es de inconformidad” sino que era una manifestación de “solidaridad” a los demás estados donde existe Uber, aunque luego refirió que la plataforma es un invasor y que quiere dividir a la población.

“La presencia de los taxistas hoy es para demostrar que estamos unidos como buenos campechanos para un mismo fin: defender nuestro centro de trabajo. Dejamos guardias para no afectar el servicio, dejamos un 20 por ciento de unidades”, sentenció.

Gilberto Ávila
redaccion@multimedioscampeche.com