El Obispo José Francisco González González criticó el poco tiempo y la falta de atención de muchos padres de familia hacia sus hijos.

Al retomar en su homilía dominical la tragedia ocurrida la semana pasada en la ciudad de Monterrey, Nuevo León, que incluso llevó a las autoridades estatales a considerar la posibilidad de retomar el llamado ‘Operativo Mochila’, el jerarca de la iglesia católica en Campeche dijo que muchos papás ni siquiera saben cuál es la mochila de sus hijos, mucho menos cuál es su contenido, sobre todo ante la falta de tiempo dedicado a lo niños.

González González acudió ayer por la mañana a la Iglesia ‘María, Reina de la Paz’, del Fovissste Belén, donde ofreció una misa especial por los novenarios a esa advocación. Luego, en la Iglesia Catedral, celebró su acostumbrada homilía.

El sacerdote puso como ejemplo un experimento llevado a cabo por una maestra, en el cual citó a los papás mientras los alumnos amontonaron sus mochilas; al pedirle a los padres de familia que identifican las cosas de sus hijos, un 60 ó 70 por ciento no pudo hacerlo, refirió.

“Los papas no saben quién es su hijo, ni lo que trae en su mente; si no saben físicamente cuál es la mochila que a diario usan sus hijos para la escuela, por consiguiente imaginen si saben lo que llevan a la escuela y qué piensan hacer”, lamentó.

También podría interesarte  Más asesinatos en Carmen

El Obispo recordó que lo más preciado para un papá o una mamá debe de ser su familia, sus hijos, “pero en estos tiempos ya no tienen tiempo, lo que hacen es meterlos en algún entretenimiento y cuando salen de vacaciones o hay suspensión de clases los que más de angustian son los papás porque ahora no saben qué van a hacer con sus hijos”, añadió.

Dijo que si uno trabaja y se esfuerza, si a diario sale a buscar el pan y el bienestar, es precisamente para los hijos, y cuando perdemos esto de vista y el trabajo se convierte en la prioridad, entonces los hijos quedan rezagados y hasta los perdemos de vista.

Señaló que esta situación es una muestra de los tiempos de crisis en los que vivimos, pero crisis no sólo económica y social, sino moral y ética, en la que los padres no saben qué hacer con sus hijos, no les dedican tiempo y su amor hacia los hijos se dispersa ante el amor hacia otras cosas. “¿Cuáles son tus amores que te distraen?”, cuestionó monseñor.

Wilmer Delgado Rojas
redacción@multimedioscampeche.com