Este lunes 21 de agosto ocurrirá el llamado “Eclipse del Siglo”,un fenómeno astronómico sin igual pues las tinieblas se apoderarán de una parte del planeta Tierra en pleno día, algo que no sucede todos los días, y que se podrá apreciar en la entidad de manera parcial.

¿Qué es un eclipse solar total?

Un eclipse solar total ocurre cuando la Luna oculta al Sol, proyectando una sombra en la Tierra. Para poder apreciar un eclipse solar total, se debe estar ubicado en la zona más oscura de esta sombra, donde la luz del Sol sea completamente obstruida por la Luna; a esta zona se le conoce como umbra. Los observadores que se encuentren ubicados en la zona donde la luz del Sol sea bloqueada sólo en una parte, podrán apreciar un eclipse solar parcial; a esta zona se le llama penumbra.

Un eclipse solar total siempre es un acontecimiento debido a que este fenómeno sólo puede ocurrir cuando la Luna se alinea de forma muy precisa entre la Tierra y el Sol. Este arreglo no ocurre cada mes debido a que comparada a la de la Tierra, la órbita de la luna está inclinada, de modo que el disco lunar y el disco solar no siempre se cruzan.

A lo largo de la historia, los eclipses, tanto de Sol como de Luna, han representado uno de los fenómenos astronómicos que más despiertan la curiosidad y la fascinación de las civilizaciones
humanas.

Para los mayas, por ejemplo, la brillantez y regularidad del Sol era un reflejo de un orden cósmico estable y continuo; los eclipses, que según era ocasionado porque un monstruo devoraba al astro rey, rompían con este orden y regularidad, por lo que eran considerados un mal augurio sobre el mundo.

Lo anterior fue representado en el Códice de Dresden, el más completo de los tres códices mayas unanimamente considerados auténticos, donde dibujaron unas bandas jeroglíficas o celestes en las que representaban algunos de los planetas, una parte blanca y negra que simbolizan a los eclipses y un monstruo que se comía
ambas partes.

Como bien se sabe, los mayas contaban con un sistema de numeración vigesimal que utiliza al punto con valor de uno; la raya con valor de cinco y un caracol con valor de cero; además, de acuerdo con el lugar en el que se colocaba cada signo, el valor cambia.

Asombrosamente, la tabla contenida en el Códice Dresden debió haber sido resultado de una cuidadosa y paciente labor de observación, porque al relacionar las fechas del calendario ritual, se encontró que dichas cuentas corresponden con 69 eclipses solares reales, 18 de los cuales se pudieron observar en tierra maya.

Sin embargo, este lunes volverá a ocurrir este acontecimiento ancestral y podrá ser visible en tierras campechanas, aunque sólo en un 40 por ciento de su totalidad, es decir, será un eclipse parcial de Sol.Nos tocará ver un ‘cachito’ del eclipse

En los Estados Unidos de Norteamérica, el llamado “Eclipse del Siglo” podrá verse de manera total de costa a costa de toda la unión americana, en una franja que abarca desde el estado de Oregón hasta Carolina del Sur.

En los estados de la República Mexicana, algunos podrán verlo en diferentes porcentajes, siendo las entidades del norte del país, como Baja California Norte, Sonora, Coahuila, Chihuahua y Nuevo León los más afortunados pues podrán apreciarlo hasta en un 70 por ciento de parcialidad. El fenómeno iniciará alrededor de las 10:00 de la mañana y alcanzará el punto máximo a las 10:30 del día.

También podría interesarte  También buscan a Jaime Román

En un menor porcentaje pero igual visible, los estados de Aguascalientes, Baja California Sur, Campeche, Chiapas, Ciudad de México, Colima, Durango, Estado de México, Guanajuato, Hidalgo, Jalisco, Nayarit, Puebla, Querétaro, Quintana Roo, San Luis Potosí, Sinaloa, Tabasco, Tamaulipas, Tlaxcala, Veracruz, Yucatán y Zacatecas podrán observarlo entre un 50 a un 25 por ciento.

Mientras, con menor suerte, los estados de Colima, Guerrero, Michoacán y Oaxaca, podrán observarlo entre un 25 a un cinco por ciento de parcialidad.

Hablando en el plano local, en la ciudad de Campeche el eclipse parcial de Sol se podrá ver en un 40.77 por ciento y durará dos horas con 47 minutos y 19 segundos. Iniciará a las 12:17 del día y alcanzará su punto máximo a las 13:44 horas. El evento finalizará a las 03:05 de la tarde.

En tanto, en Ciudad del Carmen este fenómeno será visible en un 34.97 por ciento, y tendrá una duración de dos horas con 43 minutos y cinco segundos. Dará inicio a las 12:18 del día y alcanzará su máximo a la 01:42 de la tarde, para culminar a las 15:01 horas.

En el centro de la entidad campechana, en municipios como Escárcega, Champotón, Candelaria, Calakmul y Hopelchén, el fenómeno será visible en un 38 por ciento e iniciará entre las 12:20 y 12:25 del día, el punto máximo podrá observarse entre las 13:46 y las 13:49 horas, para finalizar alrededor de las 15:05 horas.

Algunas de las recomendaciones que ha emitido la Secretaría de Protección Civil es no mirar directamente el Sol pues puede dañar la retina en poco tiempo; observar el eclipse con filtros para soldar del número 14; no usar lentes de sol, binoculares, cámaras fotográficas o de video, vidrios ahumados, filtros polarizados, telescopios o películas de color expuestas. Además, la Seproci indicó que aún con instrumentos seguros, no hay que mirar el eclipse por un lapso mayor de 30 segundos.

No obstante, para que nadie se pierda este memorable espectáculo, el Instituto de Astronomía de la UNAM transmitirá en vivo el fenómeno con imágenes de la NASA, esto vía Internet, aunque también se le dará cobertura por diversas televisoras a nivel nacional

Finalmente, será hasta en unos cuantos años para que México pueda presenciar un eclipse total de Sol pues, según los pronósticos, esto ocurrirá en el año 2024.

Recomendaciones emitidas por Seproci

Algunas de las recomendaciones que ha emitido la Secretaría de Protección Civil es no mirar directamente el Sol pues puede dañar la retina en poco tiempo; observar el eclipse con filtros para soldar del número 14, y en cualquier caso no  hay que mirar el eclipse por un lapso mayor de 30 segundos, otras recomendaciones son:

⇐No usar lentes de sol, binoculares, cámaras fotográficas
o de video ni vidrios ahumados o pilarizados

⇐La forma más segura es hacer proyecciones  abriendo un hoyito a una cartulina y reflejar la luz solar a otro papel.

Gilberto Ávila
redaccion@multimedioscampeche.com