Bajo el entendido de que los museos deben ser entornos comprensibles, cómodos y seguros para todas las personas, los cuatro recintos que el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) opera en Campeche: de Arquitectura Maya Baluarte de la Soledad, de Arqueología Maya Fuerte de San Miguel, de Arqueología Subacuática Fuerte de San José el Alto y de Arqueología Maya del Camino Real de Hecelchakán, se ostentan como el primer conjunto de espacios culturales que, a escala nacional, son 100 por ciento accesibles.

Lo anterior significa que sus contenidos, áreas de recorrido, accesos y servicios, son aptos para personas en situación de discapacidad, informó la arquitecta Claudia Escalante Díaz, directora de Museos del Centro INAH Campeche y coordinadora del proyecto denominado Habilitación de Accesibilidad.

Se han instalado módulos apticos con cédulas en braille, audios, videos en Lengua de Señas Mexicana, una app y reproducciones táctiles de piezas destacadas en los cuatro recintos que opera el Centro INAH Campeche, para que sean aptos a cualquier persona en situación de discapacidad.

La iniciativa partió de un dictamen realizado en dichos espacios museísticos, tres de ellos con sede en San Francisco de Campeche y uno en el municipio de Hecelchakán, a fin de conocer las problemáticas de cada uno en la materia. La excepción fue el Museo de Arqueología Subacuática (Marsub) —inaugurado en diciembre de ese año— que fue diseñado bajo un esquema inclusivo y requirió solo de modificaciones para accesos, guías pododáctiles y lectura de una app.

También podría interesarte  Timan a mujer con 2 mil pesos por secuestro falso

“A partir de este diagnóstico y con la gestión de la diputada federal Adriana Ortiz, se asignó un recurso por parte de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, mismo que fue ejercido por el gobierno de Campeche en el proyecto elaborado por el INAH y la supervisión de la Dirección de Museos del Centro INAH Campeche”, explicó.

Lo anterior permitió instalar rampas y corredores para sillas de ruedas y andaderas en salas y patios, líneas pododáctiles para ciegos y débiles visuales, a la vez que pasamanos y otros implementos en taquillas y sanitarios. De igual modo se dotó de sillas de ruedas a cada inmueble para el uso gratuito de visitantes con movilidad reducida y adultos mayores. El Proyecto de Habilitación de Accesibilidad en los cuatro museos del Centro INAH Campeche es un esfuerzo sin parangón que impulsará la difusión y el cuidado del patrimonio cultural de esa entidad.

Agencias.