En los últimos meses, la privada de la calle Ecuador en la colonia Polvorín, se ha convertido en un vertedero de aguas, lo que ha ocasionado la formación de encharcamientos que afectan a la ciudadanía.

Vecinos denunciaron que las constantes fugas en la red de agua potable, así como los tiraderos de aguas residuales por parte de personas irresponsables, son los principales detonantes de esta problemática.

Recordaron que hace unos meses esta calle fue reconstruida con concreto hidráulico, luego de permanecer por más de un año destruida.

Decididos a no permitir que las fugas de agua e inconsciencia de otras personas dañen su calle, los vecinos solicitaron la intervención de las autoridades municipales para aplicar las sanciones correspondientes y terminar con este problema.

“Necesitamos que multen a las personas irresponsables, pues no se vale dañar una calle nueva”, acusaron.

Redacción.