Un pequeño aeropuerto cercano al distrito financiero de Londres fue cerrado hoy al tráfico después de que se encontrara en el cercano río Támesis una bomba sin explotar de la Segunda Guerra Mundial.

“Todos los vuelos de llegada o salida de London City este lunes han sido cancelados y se ha establecido una zona de exclusión en el área inmediata”, anunció en un comunicado el director ejecutivo del aeropuerto, Robert Sinclair. “Pido a todos los pasajeros que tenían que volar hoy que no vengan al aeropuerto y que contacten con su aerolínea para mayor información”, añadió Sinclair. Según los medios británicos, las cancelaciones afectan a unos 16 mil pasajeros.

El alcalde de Londres, Sadiq Khan, señaló que la Policía Metropolitana y la Royal Navy (Marina) están trabajando para retirar el explosivo no detonado.

Un equipo de artificieros se desplazó desde la base naval de Portsmouth a Londres para destruir la bomba “en cuanto exista seguridad para hacerlo”. La bomba alemana pesa unos 500 kilos y tiene una longitud de 1.5 metros.

La Policía dijo que el artefacto explosivo yace en un lecho de denso cieno y que la primera fase de desactivación consiste en sacar la bomba del lecho para que flote y pueda ser retirada. Se estima que esta fase sea completada en la mañana del martes.

También podría interesarte  Fósil revela que los unicornios ¡sí existieron!

La Policía explicó que ha cerrado un área en un radio de 214 metros alrededor de donde se encuentra la bomba y que ha evacuado las viviendas que quedan dentro del cordón.

British Airways, Lufthansa, KLM y Alitalia son algunas de las líneas aéreas que utilizan el City Airport en rutas que conectan el aeropuerto con ciudades británicas y europeas. Alitalia informó que cuatro de sus vuelos previstos para hoy partirán el aeropuerto de Stansted, ubicado al noreste de Londres. Las principales terminales de la ciudad, Heathrow y Gatwick, no se ven afectadas.

Agencias.