La mujer identificada por la policía como la atacante que hirió a tres personas en la sede de YouTube en California era una bloguera vegana que acusó al servicio para compartir videos de discriminarla, según su perfil online.

Una mujer que creía que estaba siendo bloqueada por YouTube y que dijo a miembros de su familia que “odiaba” a la empresa abrió fuego en la sede de la plataforma de videos compartidos en California, hiriendo a tres personas antes de suicidarse, informó la policía el día de hoy.

La policía estadounidense dijo que Nasim Najafi Aghdam, de 39 años y residente de San Diego, fue la responsable del tiroteo en las oficinas de YouTube en Silicon Valley, al sur de San Francisco, donde la empresa propiedad de Google, de Alphabet Inc , emplea a casi 2.000 personas.

Autoridades señalan que la sospechosa conocía al menos a una de las víctimas; no ven acto de terrorismo en el incidente

Un hombre estaba en condición crítica y dos mujeres resultaron heridas de gravedad en el ataque, que terminó cuando Aghdam se quitó la vida.

“El Departamento de Policía de San Bruno está investigando un motivo para este tiroteo. En este momento no hay evidencias de que la atacante conociera a las víctimas de este tiroteo o que haya seleccionado a individuos específicos”, comentó la policía en un comunicado.

También podría interesarte  Muere por trabajar en exceso

El perfil online de Aghdam muestra que era una activista vegana que tenía un sitio web llamado NasimeSabz.com, que significa “Brisa Verde” en farsi, donde publicaba sobre la cultura persa y el veganismo, así como también largos textos críticos contra YouTube.

Un pantallazo de un video subido al canal de YouTube de Aghnam antes de que fuera bajado el martes la mostraba quejándose de que “¡YouTube filtró mis canales para impedir que consigan audiencia!”.

La portavoz de YouTube, Jessica Mason, no pudo ser contactada de inmediato para comentar sobre el asunto.

Hay cientos de tiroteos masivos cada año en Estados Unidos. Se ha intensificado un debate nacional sobre mayores restricciones a la propiedad de armas desde que la masacre de 17 personas en una escuela secundaria en Florida en febrero impactó al público.

Agencias.