Agencia El Universal

MÉXICO, D.F., octubre 14 (EL UNIVERSAL).- Elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) dieron muerte a un presunto narcotraficante que, de confirmarse su identidad, sería Manuel Torres Félix, “El M-1”, presunto integrante del cártel de Sinaloa y gente de confianza de Ismael “El Mayo” Zambada.
“El M-1” o “El Ondeado”, por quien el gobierno federal ofrecía una recompensa de
3 millones de pesos por información que llevara a su captura, habría sido abatido en la madrugada de este sábado durante una reyerta entre fuerzas castrenses e integrantes del crimen organizado en las inmediaciones de Oso Viejo y La Loma de Redo, en la sindicatura de Quila, en el municipio de Culiacán, Sinaloa.
Después del enfrentamiento, personal de la Sedena aseguró el cuerpo, que fue trasladado al Servicio Médico Forense de la ciudad de Sinaloa, donde se desplegó un dispositivo de seguridad para evitar que el cadáver sea sustraído, como ocurrió con el del capo Heriberto Lazcano, “El Lazca”.
Según fuentes castrenses, en el lugar donde se registró el enfrentamiento se decomisaron más de 9 mil dólares americanos y 28 mil pesos en efectivo, armas, así como una bolsa con un polvo blanco en su interior, al parecer cocaína.
Manuel Torres es hermano de Javier Torres, “El JT”, quien fue detenido en 2004 por la Defensa Nacional y extraditado en 2007 a Estados Unidos, para ser juzgado por delitos contra la salud, lavado de dinero y asociación delictiva.