Estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) ganaron el Premio Hans von Mulau como mejor trabajo en equipo en la competencia Sample Return Robot Challenge 2016, de prototipos de máquinas exploradoras de la superficie de Marte.

Los alumnos de la Facultad de Ingeniería diseñaron al robot Rover, de unos 22 kilos y con un valor aproximado de 200,000 pesos, para encontrar y recolectar de forma autónoma muestras en un campo desconocido para su posterior análisis, tareas similares a las que realiza el Curiosity en el planeta rojo.

El Sample Return Robot Challenge 2016 es convocado por la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos y el Instituto Politécnico de Worcester.

Los integrantes de UNAM Space, Ana Buenrostro, Erik Gutiérrez Rosas, Genaro Marcos, Bryan Pérez Ramírez, Luis Gerardo Gutiérrez Trejo, Yessica Reyes, César Augusto Serrano Baza, Eduardo Solís y Luis Ángel Castellanos Velasco, compitieron contra 10 grupos de diferentes naciones.

“Pretendemos formar una empresa para no dejar este trabajo solamente en un laboratorio universitario, sino llevarlo a la industria. Queremos colaborar para que México se posicione a nivel de cualquier agencia espacial del mundo y que sea tomado en cuenta en todas las misiones, incluso la NASA”, comentó el representante del grupo Juan Carlos Mariscal.

También podría interesarte  Brujo Mayor: 2013 será grandioso para México

En un comunicado, dijo que el galardón les da proyección y herramientas para seguir desarrollándose, además de que la universidad les otorgó apoyos como un espacio en el Instituto de Investigaciones en Matemáticas Aplicadas y en Sistemas para trabajar.

Destacó la asesoría que les han brindado los profesores de su facultad y del Centro de Ciencias Aplicadas y Desarrollo Tecnológico, así como recursos de la Coordinación de Innovación y Desarrollo.

Asimismo han recibido apoyo de empresas privadas para trasladar de forma gratuita su prototipo hasta el lugar de las competencias.

“Tenemos las mismas capacidades que cualquier estudiante del mundo. La UNAM es de las mejores y nuestra creatividad es lo que nos hace únicos”, concluyó.

expansión.mx