El sector empresarial de Campeche cosideró como inviable incrementar el salario mínimo a 89.35 pesos en estos momentos, como lo propuso la Coparmex a nivel nacional, por los tiempos que se están viviendo económicamente en el país y en el estado.

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial de Campeche, Gustavo Rodríguez Valle dijo “hoy en día incrementar en una medida tan rápida podría ser con consecuencia muy afectante, las organizaciones hablan de llegar a un salario de 100 pesos, “no lo vemos mal pero el problema es el tiempo, en qué tiempo se daría el incremento”.

Agregó que en Campeche incrementar el salario de 73 pesos a 89 pesos de un mes a otro es algo muy difícil por el panorama económica que se vive y va ser un poco más difícil que las empresas lleguen a ese nivel.

Para las empresas en Campeche no ha sido un año muy fácil, con el incremento al salario se busca aumentar el consumo nacional y es una medida que puede fortalecer la economía interna en México, reconoció.

La presidenta de la Canaco-Servytur, Verónica Ceballos Cámara manifestó que el poder adquisitivo de los trabajadores ha sido un tema latente de hace varios años entre las cúpulas empresariales, gubernamentales e institucionales.

Dijo que “se tiene que hacer un análisis responsable, tomando la situación económica de país y los estados para no caer en inflación, por eso se tiene que ser muy preventivos en estos temas”.

También podría interesarte  Llegará a la ciudad otro súper de Wal-Mart y un Suburbia

Agregó que se debe tener en consideración todas las consecuencias, por eso se tiene que analizar hasta dónde y cuándo sería el momento más óptimo sin tener mayores consecuencias.

Por su parte, el presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la transformación (Canacintra), Sergio Pérez Barrara declaró que no hay que proponer incrementos salariales fuera del alcance real de cada una de las empresas que puedan cumplir.

Expresó que no se puede ofrecer un incremento sin antes ver cómo amortiguar los incrementos de los productos para no afectar el margen de utilidad ni crear tampoco un caos en cuanto al incremento en cascada de los productos.

“Aunque han señalado que el salario mínino no cubre las necesidades del trabajador, pero es el salario que se puede pagar en el país, pero no se puede hablar de un alza generalizada porque se estaría generando especulaciones y si hay un incremento en los salario va a haber un incremento en los productos, a menos que estemos viviendo en una bonanza donde el margen de utilidad sea considerable”, expuso.

Wilmer Delgado Rojas
wdelgado@multimedioscampeche.com