El foco rojo de la deforestación en la entidad es el área donde están asentados los menonitas, en el municipio de Hopelchén, por lo que tienen que acatar los reglamentos que se establecen en el manejo territorial ecológico para su actividades primarias y productivas.

Así lo dio a conocer la Secretaría del Medio ambiente, Biodiversidad y Cambio Climático (Semabicc), agregando que los menonitas tienen que atender a los reglamentos que establece el manejo territorial ecológico.

“Ahora lo que la autoridad ambiental y los menonita deben de hacer es ponerse de acuerdo a nivel federal, para que como habitantes designados como menonitas también entren dentro de la regulación de tierra”, dijo la Secretaría.

“Las tierras tienen que ser reguladas para que puedan ser de alguien y deben tener los permisos pertinendes. Tienen que regularizarse”, señaló.

Wilmer Delgado.