Un adulto mayor, que tiene una malformación en su cara, compró una dona y un café en una gasolinera, se disponía a comer en una mesa al aire libre, pero, personal del lugar le pidió que tapara su rostro o que se fuera. Brandy Evans la hija de Kirby Evans, el hombre al que le impidieron estar en la mesa de la gasolinera, publicó el caso de su padre en redes sociales.

“Se fue, y se fue a casa llorando para contarme lo que pasó. Mi padre es el hombre más fuerte que conozco, pero cuando me contó lo que le pasó, vi cómo le salían las lágrimas. Me dolió verlo herido así, especialmente por algo que no puede cambiar”, contó la hija del anciano.

Kirby Evans, de 65 años, le platicó a su hija que la gerente del establecimiento lo tomó de la camisa y bruscamente le pidió que lo acompañara a su oficina donde le indicó que si deseaba sentarse en la mesa o permanecer en el lugar que se tapara la cara o que simplemente se fuera porque su aspecto asustaba a los otros clientes del lugar.

También podría interesarte  Rusia envía armas a Siria

Hace siete años, Kirby se sometió a una cirugía para extirpar el carcinoma de células basales, un tipo de cáncer de piel, de su cara.

Agencias.